Durban

Una ciudad de temperaturas cálidas que para muchos no tiene demasiado atractivo, fue para nosotros la ciudad donde encontramos más amigos, una familia… y yerba mate!

wpid-img_20151009_111744.jpg

Prevista nuestra partida de Plettenberg, nos convencen de quedarnos un día más y así ver el Rugby todos juntos y comer unos pescados que prepararían Miky y Bett unos huéspedes que estaban con su familia. Pedro había hecho amistad con sus hijos por lo que aceptamos… la única pega es que debíamos llegar a nuestro próximo destino en un día…

1200km por la N2 nos separan de Durban asique allí nos lanzamos disfrutando de los mas variados paisajes y adentrándonos a la Africa Zulu… nos llama la atención durante el camino los millares de casas dispersas por todos lados y la concentración y movimiento de mercados en las ciudades como Mthata a nuestro paso

Esta vez nos hospedamos en casa de Bivash, uno de los huéspedes que habíamos alojado hace unos meses en Barcelona haciendo couchsurfing. Nos deja su departamento en Amanzimtoti a unos 15 km del centro del Durban, una zona muy tranquila y cerca de la playa que aunque “dicen” rondan tiburones, nos tranquiliza saber que hay redes como medios de contención.

wpid-20151010_154127.jpgLas playas son extensas, el agua azul, cálida y muy brava. Las corrientes cambian constantemente. Tanto que los guardacostas solo permiten unos pocos metros de zona para bañarse. Es muy curioso el contraste de la imagen de toda la playa casi vacía con la de una pequeña porción de playa abarrotada de gente. Todos pasando un momento muy divertido, gritan cada vez que viene la ola, se dejan arrastrar, y vuelven a meterse. Niños y mayores unidos en carcajadas…Su espontaneidad y algarabía nos contagia y divierte… nos cuentan que para muchos de ellos es la primera vez en el mar y se nota!

Curioso también es la venta de botellas y bidones vacíos para poder llevarse un poco de esa “agua bendita” que ahuyenta espíritus y otras malas hierbas según la creencia local.

wpid-20151010_161941.jpg

 

wpid-img_20151009_110945.jpg

Piscina pública al lado de la playa del norte

Pedro como claro opositor al movimiento de las aguas no quiso ni acercarse… con el “calorrr” que hace! …menos mal que en las principales playas hay una piscina pública, tan abarrotada como los pocos metros permitidos por los guardacostas… pero a Pedro no le importa… asique allí se divirtió como un loco!

 

Un paseo muy recomendable es el de la costa del centro de Durban (Waterfront). con sus bares y cafeterías, puestos de venta de artesanías y recuerdos, grupos haciendo bailes típicos por la propina, y hasta un mini parque de atracciones, ideal para niños y grandes.

wpid-20151009_154558.jpg

 

wpid-img_20151010_102603.jpgBivash nos había planificado todo el 2º día, por lo que nuestro sábado comenzó en su casa materna, donde conocimos a Tamitha, su mamá. Luego nos lleva a desayunar a Wilson’s Warf una especie de mini centro comercial a orillas del mar y desde donde se puede ver la magnitud del puerto más grande e importante de África y unas bonitas vistas del “skyline” de la ciudad mientras disfrutamos de un buen desayuno en uno de los varios restaurantes que se pueden elegir.

 

wpid-img_20151010_120756.jpgLa próxima parada fue el famoso Estadio de Fútbol “Moses Mabhida”, votado como uno de los mejores estadios del mundo con su arco que va de punta a punta donde se puede subir en carrito, o a pie para disfrutar de las vistas de la ciudad. Lamentablemente hay mucho viento y los paseos se han suspendido. La construcción del estadio ha servido para reformar toda el área y llenarla de restaurantes y bares , parques donde se ve mucha gente andando en bici o patines. También se puede visitar un pequeño museo dedicado a Moses Mabhida, uno de los lideres de la lucha contra el Apartheid.

wpid-20151010_120029.jpg

Habíamos planeado que la siguiente visita fuera al parque Acuático Ushaka, famoso por sus toboganes gigantes, espectáculos de delfines, focas y tiburones. Pero la mañana ha sido muy movida para Pedro, que sólo al encender el coche se queda dormido. Calculamos que dormirá su par de horitas de siesta por anticipado, por lo que decidimos no ir al parque y seguir a Bivash a donde se encuentra con sus amigos.

wpid-20151010_155952.jpgIgualmente llegamos a la entrada al Parque Acuático, pero quien no quiere entrar puede seguir caminando por medio del Centro Comercial muy bonito y variado que lo bordea y llegar hasta la playa. Allí se encuentra un muelle que se mete varios metros dentro del mar y que tiene al final el bar-restaurante “Moyo” que era el punto de encuentro acordado… para nuestra suerte nos encontramos con una de las mejores vista de Durban desde el mar, y sin correr peligro por los tiburcios (diría nuestro amigo Juan).

Poco a poco van llegando los amigos de Bivash, quienes se dirigen a nosotros como si nos conociéramos desde hace tiempo entre beverages y comida típica compartimos risas e historias. En medio del buen momento y no sabemos como (menos Lucio que por ahí va perdido en las conversaciones) nos invitan a casa de Pravir y Tarish esa misma noche para disfrutar de un Braii (asado- barbacoa). Nos encanta el plan! No dudamos ni un segundo en decir que si! Así de un momento para el otro con la espontaneidad que casi hemos olvidado…

Después de una hermosa tarde en la playa nos fuimos todos a Tongaat Beach, a unos 30 km al norte de Durban, a casa de los nuevos amigos. Compartimos nuestras vidas, historias de allí y de aquí… nos sentimos muy cómodos… entre amigos… mientras Pedro se divertía revoleando todos los juguetes de su pequeña hija.

wpid-20151010_211935.jpg

Nuestro anfitrión Bivash y algunos de sus amigos

Nuestro última mañana en Durban comienza con un suculento desayuno típico Indio en casa de Tamitha. Durban cuenta con la mayor población de Indios luego de la India. Tambien fueron importados como mano de obra barata. Sufrieron, al igual que los negros, de la segregación racial en la época del Apartheid.

Nos prepara varios platos típicos, picantes claro, para que podamos disfrutar un poco de su cultura. Aunque muy elaborados y calientes, ninguno contiene carne ya que están pasando por nueve días de “Ancestors Washup” un tributo a los antepasados. Allí nos empapamos de la religión Hindú y de la visión del país de esta comunidad. Es muy interesante escucharla relatar sus anécdotas de aquellos y estos tiempos, “Antes no era lo suficientemente blanca y ahora no soy lo suficientemente negra, para acceder a ciertos privilegios”, nos dice resignada, pero sin borrar la sonrisa de la cara, mientras nosotros engullimos las delicias: un Paneer Chutney (tofu con base de tomate, masala y curry), Sugar Bean Curry con papas, Papas fritas con cebolla y semillas de mostaza, Salchichas de soja, Roti (pan indio tradicional), pequeñas pastas dulces típicas y tortitas. Todo vegetariano. Todo riquísimo.

Nos despedimos, panza llena, corazón contento… un enorme abrazo con amenazas de volver…

Pedro y Tamitha

Pedro y Tamitha

Anuncios

2 comentarios en “Durban

  1. Pingback: Seis meses alrededor del mundo… | bagsnbibs

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s